lunes, 7 de julio de 2014

TECNICAS: Vacuformado o termoformado

Una de las partes mas delicadas a la hora de trabajar en vehículos civiles son los cristales. Sea porque se nos a dañado o porque veamos que su reproducción es muy basta para la escala que es. Os muestro una de las técnicas para reproducir cristales con formas, a partir de una lamina de acetato llamada vacuformado o termoformado.


Existen maquinarias que nos pueden hacer estas reproducciones, pero en esta entrada os mostraré como lo he conseguido realizar mediante un método casero.
Antes os describiré el concepto, básicamente se trata de un moldeado por vacío y calor sobre una lamina fina plástica de poliestireno o pvc. A partir de una pieza sin mucha complejidad en formas y sin socavones se ajusta la lamina, previamente calentada, mediante succión hasta que se adapte a la forma de la pieza a reproducir.

Los materiales que he necesitado para realizar un vacuformado casero han sido:
  1. Una caja de madera (de las típicas que se venden en "tiendas de todo a cien") a la que he extraído la tapa superior y colocado una lamina de latón agujerada (comprada en una ferretería industrial). Le he hecho un orificio en un lateral y colocado un trozo de tubo, por el cual conecto un aspirador. Para que haya mas succión  he sellado toda la caja con cinta americana.
  2. Un marco, donde sujetaremos la lamina a calentar. Hecho con perfil plano metálico, como si fuera una pala de pin pon, con unas medidas un poco más grande que los de la caja. Para poder manipular la pieza caliente de acetato sin quemarse.
  3. Unas pinzas metálicas, de las que se utilizan en oficina.
  4. Una pistola de aire caliente. Un secador de pelo no le haría ni cosquillas al acetato, en este caso es una pistola de calor que lanza aire entre 800 a 900 grados. Normalmente se utilizan para retirar pintura seca o adhesivos, y se puede comprar en ferreterías por un precio no muy caro.
  5. Lamina de acetato transparente de 200micras. Una lamina más fina se queda muy quebradiza, hay que tener en cuanta que una vez la lamina se adapta a la forma deseada esta se estira quedándose más delgada.
  6. Una copia de una luneta en masilla y unas ópticas, son en esta ocasión lo que se va a reproducir.

Primero preparo las piezas a duplicar sobre la caja de madera. A estas le coloco unos píos por la parte posterior para que encajen en la plancha agujerada y no se muevan cuando presione la lamina de acetato sobre ellas.Como el proceso es muy rápido dejo en marcha el aspirador para no perder tiempo luego buscando el encendido.

Coloco la lamina de acetato al marco metálico con las pinzas. Calentamos la lamina con la pistola de aire caliente a unos veinte centímetros de esta y haciendo movimientos en zigzag  de derecha a izquierda y de arriba a bajo, durante unos segundos (el tiempo varia dependiendo el tipo de pistola y del grosor del material).



En el momento que la lamina de acetato esta en el punto hay que actuar rápido, de ahí la forma de raqueta del marco para moverme rápido y sin quemarme. Cojo con firmeza la raqueta y presiono contra la caja, la aspiración hará el resto adaptando el acetato a las piezas.


Dejo unos segundo la lamina ahí con el aspirador encendido hasta que se enfrié. Apago el aspirador y retiro el acetato con las formas ya bien definidas.


Es posible que no salga bien a la primera y haya que practicar y pulir la técnica, así que para  ahorrarlos algún disgusto os señalo algunos consejos más:
  • Las piezas a reproducir deben tener formas sencillas, sin salientes.
  • Deben estar lo mas lisas y limpias posible, cualquier raya puede calcarse al acetato.
  • A la hora de calentar la lamina de acetato evitar quedarse en un punto fijo con la pistola de calor.
  • Si no hemos calentado lo suficiente y no ha cogido la forma del todo podemos recuperar la lamina volviendo a calentarla, ya que esta suele tener memoria y vuelve a ponerse plana si no se ha deformado demasiado.
  • Si vemos demasiado complicado realizar el marco metálico donde sujetar el acetato podemos utilizar la tapa de la caja de madera, retirando la cubierta y dejando solo el marco. Ya que las pinzas no nos podrán ser de mucha utilidad por el grosor del marco podemos grapar la lamina al marco.
  • Si no se tiene la pistola otra solución para calentar el acetato seria introducirlo, junto el marco, a un horno de cocina. Precalentar el horno y dejar apoyar solo el marco, evitando que el acetato toque la bandeja. el tiempo transcurrido dentro el horno también varia de uno a otro pero en seguida se ve como se ablanda el acetato rápidamente.

Espero que os  haya parecido interesante este pequeño tutorial.

3 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Perfecto: muchas gracias!!
    Ahora está como obtener el master a copiar, de un cristal o acetatos ya existentes!! :-)

    ResponderEliminar
  3. Gracias a ti Jesus por pasar y comentar!!!
    Buena pregunta has hecho.... en este caso la luna delantera la saqué del molde del Porsche, echando resina sin el contra molde para sacar la parte superior de la carrocería maciza y de ahí, a base de sierra y lima, la luna. Pero partiendo de un cristal ya definido puedes hacer lo que hice en los faros, rellenar los cristales a clonar por la parte posterior con masilla (en este caso utilice milliput) dejando unos cilindros macizos con la forma del faro en su extremo. En una luna o cristal podrías hacer lo mismo. Espero que te haya resuelto la duda ;-)
    Un saludo.

    ResponderEliminar